El viaje de Alfonso IX y la Casa do escudo de Xaviña por Rafael Lema

|

AUTOR: HISTORIADOR Y ESCRITOR, RAFAEL LEMA

EL VIAJE DE ALFONSO IX Y LA CASA DO ESCUDO DE XAVIÑA


En un intercambio de datos y contactos con son José Santos Ramos, nacido en la Casa do Escudo, y gran amante de nuestra historia local de Camariñas, le prometí escribir unas notas sobre su solar natal y una curiosa visita.


El monarca Alfonso IX de León realizó un viaje a la ria de Camariñas en junio de 1228. Salió con su comitiva desde Santiago y llega a san Miguel de Treos (Vimianzo) el 23 de junio. Al día siguiente alcanza nuestra ria, bajando por el camino da Calzada que une Vimianzo con Ponte do Porto y cuya parte del trazado empedrado aun es visible. Descansa en Cereixo, en la casa grande que había en donde hoy se halla la torre del lugar, solar fundado por don Pedro de Calo y Carantoña.


En Cereixo el rey firma seis documentos en los días 24 y 25 de junio. El día 25 cruza el rio do Porto hacia Cereixo. Es mas que probable que tomara una barca, ya que el actual puente de Ponte do Porto es medieval pero posiblemente un siglo posterior. El uso de barcas para unir los lugares de la ría era lo más usual hasta mediados del siglo XII. La comitiva se detiene en Xaviña el día 25, en donde firma dos documentos y es mas que probable que pararan a comer. Aquí caben dos posibilidades, que el noble séquito tomase el yantar en la casa rectora, enfrente a la iglesia que entonces ya estaba en pie, o en la Casa do Escudo de O Pedrouzo. El segundo caso es el mas probable, ya que el linaje de este noble solar era el principal de las parroquias del actual concello de Camariñas, fieles caballeros de los Traba y emparentados con los Carantoña, Calo y Leis. Sería demasiado oneroso que el rector pagase la comida a tan principal expedición y en el resto del viaje se aprecia el uso de las casas hidalgas, emparentadas y fieles a los señores del momento. Pedrouzo es el solar de los Bermúdez de Nemancos, cuyo magnifico escudo sigue visible en la casa de José Santos. Parte el rey para Soesto, a donde llega en la misma jornada, firma un documento, y se detiene a dormir en Serantes. Algunos autores apuntan que el viaje tiene un fin: crear un puerto real en la ría de Camariñas, que sirva de rentas a la corona y no al arzobispo o a los nobles. Y lo cierto es que el rey en estas fechas otorga títulos de villa a Cereixo, Castriz y Muros. Solo en el último caso logra consolidar una villa de comercio, el arzobispo y los nobles impedirán que las otras dos crezcan. Y Camariñas no obstante desde la Edad Media aparece como villa y puerto de realengo y señorío, aunque no sabemos la fecha de esta distinción. El séquito que descansó y comió en la Casa do Escudo de Xaviña era de postín, los principales del reino mas importante de la península en su época: el arzobispo Bernardo de Santiago; los obispos de León, Oviedo, Orense, Tuy, Astorga, Lugo y Mondoñedo. El infante don Pedro, don Rodrigo Fernández, don Rodrigo Gómez, don Fernando Gutierrez (pertiguero de Santiago) y el canciller Pedro Pérez. El retorno de Xaviña se haría por Brea, un antiguo camino de carro que va a A Grixa, Ponte do Porto, Braño, Traba.


La Casa do Escudo es la más antigua casa noble de Xaviña y del actual concello de Camariñas, como muestra su piedra de armas y su anterior ubicación. Creo que tan solo le iguala en antigüedad en Soneira y Nemancos el escudo de los Carantoña, al lado de la iglesia del lugar. El resto de piedras labradas de la zona, incluidas las del castillo de Vimianzo y de las torres de Cereixo, no parecen anteriores al siglo XV. El escudo xaviñán del lugar de Pedrouzo responde a una tipología medieval, relacionado con labras de sepulcros de la nobleza bajomedieval gallega que se puede ver en la catedral de Santiago o Santo Domingo de Bonaval. El escudo pertenece a la familia Bermúdez, posiblemente salida de los Bermúdez de Traba y A Penela pero de la que tenemos documentación de solares y muestras de hidalguía desde el siglo XVI en Ponte do Porto y Xaviña. Los Bermúdez de Castro presentan generalmente un ajedrezado como seña, pero en la heráldica castellana este apellido también posee entre sus armas un castillo. En la comarca los Bermúdez de Traba aparecen en la torre da Penela, con un Lope Bermúdez casado con Urraca Rodríguez de Moscoso en el siglo XVI. La casa de Mórdomo-Traba se emparentó con Leis, Carantoña, Calo, Cereixo. Y la casa de O Pedrouzo también se emparentó con Carantoña y Cereixo. Otros vástagos se sentaron en Ponte do Porto. Con todo, en el caso gallego de poco valen libros de heráldica general ni tratados, sino el trabajo de campo y las relaciones. El único escudo gemelo de éste en la zona y en Galicia está muy cerca, en el lugar de O Allo y es también de un Bermúdez como los oriundos de la casa de Pedrouzo. Hoy está en la casa de la familia Santos Ramos, pero originariamente lucia en la Casa da Xacoba, de la que descienden los citados. Es un viejo casal de O Pedrouzo, cerca de la escuela unitaria y no lejos de la actual ubicación. Son casas con sus “cortes” y una estructura secular que se asemeja a la época de la visita real. En ningún estudio o relación aparecen mencionados los escudos de armas de Pedrouxo y Allo. Y es que los trabajos no se hacen en despachos y solo con bibliografía; cortando, pegando y cobrando.


El escudo es de líneas claras, sencillas, pero hechas por un magnifico cantero, un experto que no se descarta que trabajara con los grandes pedreiros que construyeron la iglesia de Xaviña. De hecho en el mismo aparece una fecha “ano 1188”. No podemos saber si esta es la fecha real pero sus trazas responden a la época del viaje real. Es un escudo con marco y partido. En la parte alta, un castillo con dos almenas, una cruz en medio, una puerta y una ventana. Rodeado por cuatro estrellas, que marcan el lugar que ocupaba el señor de la casa en la familia. La parte de abajo presenta un águila en vuelo sobre dos olas de mar, mostrando dos garras. A su diestra dos palmas, que suelen aparecer en relación a los carantoña. A la izquierda, dos estrellas, de nuevo el lugar que ocupa en el clan. El escudo de O Allo es similar, pero posterior. El águila y la torre no tienen las formas singulares del anterior, esas trazas que denotan su antigüedad y solera. El escudo de O Allo es de marco, con un águila en vuelo sobre olas a la diestra de nuestra vista y tres estrellas. A la izquierda, una torre con puerta y ventana, dos palmas y dos estrellas. Idéntico en su simbología, y ambos únicos. En varios lugares de Ponte do Porto tenían casa vástagos de la misma familia Bermúdez desde el siglo XVII: Dor, Allo, Porto, Arou, Xarás. La principal casa noble de Ponte do Porto, la de los Romero de Porto, fue también de un Bermúdez. Fue destruida en 1970. La reproducción de su diseño según testigos presentaba en la base un águila en vuelo, estrellas y palmas y dos posibles cabezas de lobo (Romero de Moscoso).


Uno de los primeros documentos que tenemos de la parroquia de Xaviña es este documento de 1228 en donde se la denomina Iavinanm y Iavainam. Pero la parroquia aparece citada en documentos de Toxos Outos anteriores y contamos con citas del desaparecido monasterio de Santa Mariña que entran en las primeras de la comarca. Perteneció Xaviña como la mayor parte de la zona a la casa de Traba, como consta en un documento de 1220, el testamento de Juan Froila donando Iavinmia al monasterio de Ozón. La iglesia de Santa Mariña aun muestra algunos vestigios románicos y formó parte de un pequeño cenobio, con un importante y rico santuario. En el siglo X fue saqueado, poco después fue restaurado como priorato de Antealtares. En el 970 una mujer Eiloza y sus criados, como falsos peregrinos, la robaron y les sobrevino la lepra. Fue nuevamente saqueado, por normandos, por nobles locales y restaurado en 1165. En 1194 seguía en plena actividad. En el siglo XVII solo quedaba la iglesia.




Escudoxavina

(Imagen del escudo de Xaviña)


Con todo, en la parroquia hay vestigios de castros y mámoas. Y cuenta con una iglesia que conserva importantes restos románicos de finales del siglo XX, emparentada con las obras de Moraime, Leis, Cereixo, Ozón y Treos. En todos casos son muestras de un románico finisterrano peculiar, con rasgos orientalizantes y trazas de una escuela de canteros asentados en la zona tras trabajar en la catedral de Compostela. Santa María de Xaviña en 1607 tenía 23 casas y la presentación de San Martiño Pinario. La parroquia cobraba unas rentas de “unas leiras” de 6 ferrados y medio de trigo. El doctor Pedro López de Lugo había dejado de cobrar una sincura a favor de la iglesia. En 1.928 los lugares de la parroquia eran: Sixto, Brañas Verdes, Costa, Cruceiro, Gándara, Pedrouzo, Pions, Santa Mariña, Tasaraño. Y casales: Lamastredo, Pescadoira y Xaviña. En 1607 serían los mismos núcleos, pero posiblemente solo fueran lugares (con varias casas) Pedrouzo, Santa Mariña y Brañas Verdes; y el resto casales habitados por una misma familia. En todos casos son casi todos casales de origen medieval, de la época de la fundación de la iglesia. En el Manuscrito de la Renta del Tabaco de 1752 localizamos los lugares antiguos de la parroquia, todos ellos pertenecientes al conde de Altamira y titulados como “pueblos”. Son 9: “Javiña, Santa Mariña, Brañas Verdes, Brea, Lamastredo, Pedrouzo, Sisto, tras araño, La Cuesta”.



Poseemos dos documentos de gran valor de la Casa de Canto, de la familia Bermúdez, casa hidalga con escudos aun visibles en O Allo, que actuaría en este caso de teniente de los pagos o foreiro. Un cobro de bulas y otro de sal. El primero es una “Lista de cobro de bulas de vivos y muertos, vinos y carnes”, de la casa mayor diezmera del fin del siglo XVIII, que nos informa de casas y vecinos. Tiene especial relevancia porque por ella sabemos los apellidos de las familias de cada lugar. Como no se elaboran listas de hidalguía en Galicia también valen como documentación de linajes. Encontramos las ramas del apellido Bermúdez posiblemente salidas del nido de Xaviña, todas con el don, marca de hidalguía. Son Gerónimo Bermúdez en Arou. Joaquín en Xarás. Domingo en Dor, y Pasqual en O Allo. En la relación aparece un Domingo Canto de Xaviña como pagador de bulas.



El segundo documento es el pago del reparto de sal en la misma parroquia de Ponte do Porto en donde de nuevo encontramos a: Gerónimo, Andrés, Pasqual y Domingo Bermúdez. En 1698 hay un don Benito Bermúdez en el lugar de Porto, en la casa noble que luego pasó a los Romero de Moscoso, al menos desde 1.790 con don Martín Romero. En 1735 en la lista de cofrades de Santa Lucía de Leis tenemos a un don Franciso Bermúdez también de Porto. En todos los casos marcados como hidalgos. La actual casa del escudo fue levantada en 1904 encima de otra anterior. Todos los vecinos de Pedrouzo salieron de la misma casa, en la antigua ubicación del escudo, que pertenecía a Xacoba Bermúdez Tajes, tatarabuela de José Santos Ramos, y estuvo habitada hasta 1950.



Casadoescudoxavina

(Imagen Casa del Escudo de Xaviña)